Académicos y académicas llaman a relevar el rol de la filosofía en tiempos de crisis

04 de Agosto de 2021

El sexto documento de la mesa de trabajo interuniversitario COVID 19, que recoge voces de estudiantes y profesores de filosofía, se presentó el miércoles 4 de agosto.

La filosofía se pregunta por los síntomas de una época, las situaciones límite, las causas de los acontecimientos. En ese contexto, la clase de filosofía parece tener un rol fundamental para reflexionar ante las interrogantes que emergen en crisis mundiales y nacionales. Sin embargo, la filosofía en las escuelas vive momentos complejos, con poco espacio dentro del currículum, luchando por espacios en medio de la emergencia sanitaria y con pocos docentes especialistas en el área.

Así lo expresan académicos y académicas de 14 universidades que elaboraron el sexto informe de la Mesa de Trabajo Interuniversitario COVID-19 titulado Educar Filosóficamente en Tiempos de Crisis, que se presentó el miércoles 4 de agosto a las 17 horas en una transmisión conjunta por redes sociales entre las universidades de Chile y Católica, el Instituto de Estudios Avanzados en Educación de la U. de Chile y la Facultad de Educación de la UC. En la elaboración del documento también participaron docentes y alumnos del sistema educativo.

Se trata del sexto documento de la mesa de trabajo interuniversitaria que coordinaron el IE de la U. de Chile y la Facultad de Educación de la UC. “Más de 100 académicos docentes de aula y lideres escolares han participado de la elaboración de estos documentos que entregan herramientas concretas para enfrentar los desafíos que nos muestra la pandemia y cualquier crisis que debamos enfrentar en el futuro”, indicó la directora del Instituto de Estudios Avanzados en Educación U. de Chile y académica Ingeniería Industrial de la U. de Chile, Alejandra Mizala.

El documento se presentó en un webinar que estuvo encabezado por Alejandra Mizala; y por Alejandro Carrasco, decano de la Facultad de Educación de la Universidad Católica. El informe fue presentado por Marcela Gaete, académica del Departamento de Estudios Pedagógicos, Facultad de Filosofía y Humanidades de la Universidad de Chile, y por Marisa Meza, académica de la Facultad de Educación de la Universidad Católica. Y fue comentado por Naira Martínez, estudiante de Pedagogía en Filosofía de la Facultad de Filosofía y Humanidades Universidad de Chile; Sofía de la Fuente, profesora de Filosofía Universidad Católica; Scott Arias, estudiante del Centro Educacional José Miguel Carrera, Recoleta; y Silvia Pérez, profesora de filosofía y egresada de la UMCE. 

En el informe, las y los autores expresan su preocupación por “cómo se ha concretado la asignatura en espacio de pandemia”, relegándola a una sesión cada 15 días, y dan cuenta del panorama laboral de los docentes de la especialidad: el 64% de los y las profesores/as de la asignatura tiene entre 25 y 40 horas de contrato, según el Centro de Perfeccionamiento, Experimentación e Investigaciones Pedagógicas, CPEIP. A nivel de formación inicial, se indica que la carrera se dicta solo en seis universidades estatales y nueve no estatales (de los cuales cuatro son prosecución de estudios y dos son bi-disciplinares), contabilizando solo 105 estudiantes de último año en todos estos programas.

En este aspecto, los/as autores entregan algunas recomendaciones sobre cómo priorizar, de acuerdo con los contextos específicos, medidas que garanticen el bienestar y la inclusión de estudiantes; propiciar, en caso de educación remota, clases de filosofía en modalidad sincrónica para propiciar el diálogo y la reflexión; y en caso de clases en modalidad híbrida, procurar espacios de encuentro semanal e intencionado entre docentes de filosofía y estudiantes.

El documento recoge las experiencias no sólo de escolares, sino también de profesores de filosofía y en formación e indaga acerca de si han tenido la posibilidad de transformar sus experiencias de vida en saberes de experiencia.

Además, los/as autores entregan orientaciones didácticas para trabajar en la asignatura de Filosofía, con foco en los saberes de experiencia y la reflexión situada en diálogo con las preguntas filosóficas.

Contenido relacionado